Justicia que no es justa, no es justicia (parte 3)

Jul 23, 2019 by

Por: Jose “Phepe” Giraldo Abarca.

Decía mi madre: Hijo, mucho bla,bla y para qué ?? Hay que predicar con el ejemplo. Y claro que tenía razón mi adorada Jochita, que es como cariñosamente le decía a mi madrecita. Jodida, pero sabia e inteligente. Hoy te recuerdo como casi todos los días. Gracias por los San Martinazos, que te dolían, te hacían llorar y te dejaban piernas y brazos amoratados. Imagínense. Un látigo grueso enroscado de cuero de 0.60 cm siempre listo y a la espera de carne humana. Por más que corría, siempre me alcanzaba. Te amo Jochita. Bueno pues, mis últimos dos artículos hablan sobre temas que la mayoría elude, que no quiere escuchar, peor si los tiene que leer. Lo que quiero decirles, es que estoy iniciando una campaña en solitario a favor de esa mujer; la acosada, la vejada, la humillada, la marginada, la olvidada, porque hay que decir algo, el silencio te apabulla, y desde esta tribuna seguiré insistiendo hasta el aburrimiento, porque en algún momento esto tiene que ser detenido. Así mi mamá no se resiente conmigo y no habrán jalones de oreja. Dejaré el bla,bla y me dedicaré a escribir, que creo es lo que hago más o menos bien. El caso de la Manada de Pamplona, tuvo su replica en Manresa, Barcelona, España, pero no son los únicos. El tema de las manadas o violaciones múltiples continúan sacudiendo España, porque no son dos, ni tres, ni cuatro, son decenas, y los medios y organizaciones ante esta indetenible ola, se están haciendo cargo y los están denunciando. El problema ya en manos de los operadores de justicia, fiscales y jueces es que no saben distinguir o no quieren distinguir entre el abuso sexual y la agresión sexual que desemboca en violación. Hay una marcada línea entre ambos actos, pero los operadores insisten en interpretar los actos cometidos,  como el ocurrido con la Manada de Pamplona, como abuso sexual, sancionándolos con penas leves y con ello mantener la confusión, la controversia y la airada  protesta ciudadana. Les cuesta administrar una justa justicia, al igual que a los nuestros.

A saber: Los delitos sexuales que contempla la legislación española vigente, son: Acoso sexual: Solicitar favores de naturaleza sexual en el ámbito laboral, docente o de prestación de servicios causando a la victima una situación gravemente intimidatoria, hostil o humillante. Abuso sexual: Atentar contra la libertad o indemnidad sexual de una persona, sin violencia o intimidación, pero tampoco consentimiento. Agresión sexual: Atentar contra la libertad sexual con violencia o intimidación. Violación: La agresión sexual que consiste en acceso carnal por vía vaginal, bucal o anal. Está claro, que la libre discrecionalidad, criterios, conocimientos e información, se ameritan para mejor aplicar la ley. El caso de la violación múltiple perpetrada por los llamados “La Manada de Manresa, Barcelona” ocurrió en Octubre del 2016, en una fábrica abandonada de Manresa, una localidad en el noreste de Cataluña, Un grupo integrado por seis jóvenes cuyas edades fluctúan entre los 19 y 26 años y otro de 39 que es el que mira y se masturba, violaron por turnos de 15 minutos a una menor de 14 años durante un botellón, que es el nombre que se le da a los encuentros entre jóvenes para beber alcohol en la calle. La acusación que pesa sobre los agresores es el de abuso sexual y no de violación, lo que ha vuelto a crispar a  España, y pone nuevamente en la mira la normativa española y principalmente el accionar de la Fiscalía, que les imputa a los agresores, el delito de abuso sexual continuado contra la menor de 14 años, por los que pide entre 10 y 12 años de cárcel, las máximas de este tipo penal previsto para castigar los ataques en que “no concurre violencia ni intimidación, sino en los que la voluntad de la víctima está anulada por el consumo de alcohol y drogas”. Sin embargo, el  Ministerio Público, no descarta elevar la acusación si de la declaración de la menor violada se desprende que fue sometida mediante violencia o intimidación. Es así, que la menor protegida por una mampara, declaró por primera vez en el juicio en la Audiencia de Barcelona, que se ratificaba plenamente en la agresión, asegurando que se sintió asustada e intimidada por el ambiente, al ver a los acusados jugar con una pistola. En efecto, el instructor de las diligencias de los Mossos dÉsquadra ha confirmado que a Bryan Andrés M.C., el principal implicado en el caso, le intervinieron una pistola de aire comprimido en un cajón de su habitación el día de su detención, que además al analizar los teléfonos hallaron una foto de él con el arma. Para mejor entender, debemos informar que Los Mossos dÉsquadra (Mozos de Escuadra en Castellano) es oficialmente la Policía de la Generalitat, que es la policía autónoma de Cataluña, un cuerpo de seguridad policial fundado en 1983 conformado en la actualidad, por 17,000 policías. Continuando con sus declaraciones, la menor explicó que sus recuerdos se limitaban a “flashes” de las agresiones, que detalló en el juicio, asegurando que una amiga le alertó al día siguiente de la grave agresión sexual que había sufrido. Afirmó que se encontraba en “shock” tras lo ocurrido por lo que sigue en terapia. La denuncia la presentó a los pocos días.

Las forenses, psiquiatras y psicólogas que atendieron a la menor, le dan plena credibilidad asegurando que sufre de un trastorno ansioso-depresivo, teme sentirse rechazada por su entorno y, sobre todo, tiene miedo a que no le crean. La noche del 29/10.16, la joven fue sometida a violación por seis individuos en turnos de 15 minutos cada uno, mientras otro se masturbaba contemplando la agresión sexual, sin intervenir, ni impedir. Seis psicólogas y psiquiatras declararon en el juicio, ante el tribunal de la sección 22 de la Audiencia de Barcelona que juzga los hechos, que la menor “No fabula”, es decir que no inventa cosas fabulosas, ni tramas. Para mejor comprender el enorme daño causado por los agresores a la menor, la psicoterapeuta Laura Rodríguez sostuvo ante el tribunal, que supervisó hasta una veintena de sesiones de terapia a la menor. “La víctima” se siente totalmente desbordada”. “Es una niña vulnerable con un contexto familiar muy complicado”. “Tiene miedo a las coacciones y amenazas de su entorno y a convivir o encontrarse con los acusados”. La menor, tras saber las fechas en que se celebraría el juicio, tuvo una recaída de ansiedad, tristeza y miedo a salir a la calle” sentenció la psicoterapeuta. La menor les relató que había sufrido una violación múltiple en una fiesta, pero que lo supo cuando se lo contaron sus amigos, porque ella no recordaba nada de esa noche después de haber bebido. “Tengo miedo, no voy a decir nombres. Si digo algo, el Bryan me mata”. En la vista de la causa, la madre de la menor dijo: Al señor Marcos y a Bryan mi hija les tiene pánico”, agregando que tras la violación “su hija tenia moretones en los brazos, en el pecho y en una pierna”. Bryan es el cabecilla del grupo, de quien la víctima estaba enamorada y con quien habría mantenido relaciones sexuales la semana anterior a los hechos. Bryan es el joven acusado de forzar a su amiga y luego de repartir la tanda entre sus cinco amigos para violarla aprovechando que estaba ebria. “Ahora te toca a ti, pero 15 minutos y nada más”. Dos amigos de la menor han atestiguado en el juicio y aseguraron haber descubierto al grupo agrediendo sexualmente a su amiga y como el principal acusado enviaba a otros chicos a abusar de la menor. A uno de esas testigos, uno de los procesados supuestamente la encañono con la pistola que manejaban advirtiéndole que no dijera nada de lo ocurrido. También declaró un supuesto amigo de los acusados, que apoyó la versión de la menor al asegurar que escuchó al principal acusado animar a otros a violar a la menor e incluso “ofrecérselo” a él, un extremo que rechazó. Todos los acusados, según la prensa española rechazaron los hechos. Este juicio debido a que quedan pendientes los interrogatorios a los peritos que analizaron las muestras de ADN, no podrá ser visto para sentencia hasta el 16 de Setiembre, antes de que las acusaciones y defensas puedan exponer sus alegaciones finales y conocer además, si el Ministerio Publico modifica su calificación del delito y sus informes. En este apretado resumen, hemos ofrecido los testimonios de psicoterapeutas, psiquiatras, psicólogos y forenses que hablan del precario estado emocional de la menor, y lo principal, no fabula, que ha decir de los españoles, es la persona que no inventa, ni trama ni miente; de los testigos que corroboran lo denunciado por la menor y que constan en el escrito de acusación, y hasta de la policía de Cataluña, que confirma el hallazgo de una pistola en casa del principal acusado. Ahora nos queda esperar y confiar en que el Ministerio Publico modifique su acusación. Este noticia al igual que la anterior se extrajeron en lo principal de un artículo publicado en el periódico digital “El País” de España, presentado por  Alfonso L. Congostrina de fecha 8/07/19; los comentarios y opiniones son de la autoría de Phepe..Continuaremos….Ahora los dejo con la música del talentoso Manuel Wirtz, interpretando “A dónde estas” tema principal de la película “El amor en tiempos de selfies”.  Disfrútenlo.

Related Posts

Tags

Share This

ladrillera lima

Leave a Comment